De los Borić a los Luksić: La colonia croata en Chile

De los Borić a los Luksić: La colonia croata en Chile, de la inmigración hasta su llegada a las altas esferas de poder

Agencia UNO

La historiadora Ljuba Borić es académica del Centro de Estudios Migratorios de la Universidad de Santiago y ha investigado la inmigración de sus ancestros a territorio nacional. Es prima del Presidente y aquí explica cómo los descendientes de croatas se adaptaron a Chile. Comerciantes, cientistas sociales, políticos y artistas han alcanzado un importante reconocimiento histórico.

Desde un Premio Nacional de Literatura al mayor magnate del país. Un empresario salitrero, una ex constituyente, pasando hasta el actual Presidente de la Cámara de Diputados y el Jefe de Estado más joven de nuestra historia.

La descendencia croata en Chile tiene una larga data en diversos ámbitos de nuestra patria y que, actualmente, tiene representantes en elevados puestos de poder en nuestro país.
Antonio Skarmeta, Andrónico Luksić, Pascual Baburizza, Elisa Giustinianovich, Vlado Mirosević y hasta el Presidente Gabriel Borić son algunos nombres que han quedado plasmados en la historia. Un legado que viaja por el tiempo con sus apellidos, heredados de los ancestros que en el siglo XIX llegaron asentarse en la zona norte y el extremo austral.

Así lo explica Ljuba Borić, historiadora académica del Centro de Estudios Migratorios de la Universidad de Santiago, y prima hermana del Presidente. “Los primeros croatas llegaron a Chile a partir de los años 1860 y 1870. Arribaron al extremo norte, específicamente en todo el territorio vinculado a la pampa salitrera, atraídos principalmente por la minería y todo el comercio vinculado al rubro de la minería”, explica la académica.

“Después al extremo austral en Magallanes entre 1880 y 1890, por sobre todo. Ahí comienza una inmigración más constante”, cuenta Borić, quien hace unos años investigó la inmigración de la zona. También hizo una biografía de su abuelo, Juan (Ive en croata) Borić, quien llegó con su hermano Simón (Šime), por el año 1885.

¿Por qué se vinieron los croatas a Chile?

Explica la historiadora –oriunda de Magallanes– que la inmigración desde elterritorio croata comienza “principalmente” a raíz de una epidemia que afectó a los cultivos del país. Croacia –entonces parte del Imperio Austrohúngaro– era una sociedad agrícola, y los daños a la vid y los olivos causaron una fuerte crisis económica.

“Después, entre el boom aurífero que había a nivel mundial y como un llamado a probar suerte y emprender. Luego con la Primera Guerra Mundial, motivados por asuntos políticos y el conflicto permanente. Eran súbditos, y muchos intentaban no cumplir con ciertas obligaciones como enrolarse a la guerra. Pero sobre todo, no querían rendir honores a un sistema al cual no estaban vinculados culturalmente”, explica Boric.

La “tercera oleada” ocurrió en el tiempo entre guerras, por último está la etapa posterior a la Segunda Guerra Mundial. “Tenían esa visión traumática de la Guerra” Según Borić, los primeros croatas que llegaron a Chile eran hombres católicos, que trabajaban de jornaleros, mineros o comerciantes de baja escala. Se insertaron en la sociedad casándose con mujeres chilenas y estableciendo vínculos comerciales con sus familias. Así pasaron por un proceso de “movilidad socioeconómica”.

A pesar de que pasaron por adaptaciones muy similares a las otras colonias del país, la especialista identifica “ciertas características propias” de los croatas.
“En cuanto al sentido del ahorro, el esfuerzo y la fama pública de trabajadores con buen cumplimiento en la faceta laboral. Cumpliendo créditos y compromisos comerciales. He estudiado el archivo judicial de Magallanes que vincula inmigrantes y este grupo en particular se caracterizaba por tener buenas prácticas. Escasamente se veían involucrados en conflictos”, explica.

Además que “tenían esa visión algo traumática de la guerra. Entonces el ahorro lo inculcan de generación en generación”.